Modem Internet | ¿Cual es el mejor opcion?

Internet,Internet General


El modem tan indispensable en la vida moderna no era un artefacto que fuera común en los hogares hace 20 años, el uso del modem sobre todo para conexiones a internet en el hogar, es tan común que ahora es impensable una casa o un negocio sin uno de estos aparatos que abren las puertas al internet. Un modem es relativamente barato para el servicio que provee y en la mayoría de los casos el modem es parte del paquete de internet que contratáis con las compañías proveedoras, así que prácticamente siempre es gratis.

El modem básicamente sirve para enviar y recibir señales, tienen muchas más funciones que sólo transmitir la señal de internet y se usan desde los Años 60. Con esta nueva forma de codificación/decodificación quedó muy atrás el código morse que fue el primero que permitió la comunicación a distancia. Por medio de un lenguaje binario y usualmente a través del teléfono, el módem convierte información digital en ondas analógicas y viceversa, de ahí su nombre MOdulador/DEModulador. Esto permite que tengamos internet en casa y también que podamos enviar información. Aunque parezca sencillo este simple intercambio de información ha transformado la forma en que vemos el mundo.

Básicamente hay dos tipos de módems, los internos y los externos; los internos están conectados a las ranuras de la tarjeta madre y cumplen ciertas funciones en nuestro ordenador, los segundos son los que están en una caja independiente y necesitan suministro de energía, estos son usualmente los que vienen incluidos en nuestros paquetes de internet y que nos permiten conectarnos.

Así que podemos decir que un aparato que transforma información, ha ayudado a transformar la forma en la que trabajamos, nos relacionamos y sabemos del mundo. Las ventajas de tener un modem para internet es que usualmente son la opción más barata, son fáciles de restaurar en caso de error y las luces indicadoras te dicen exactamente qué está fallando, también son usualmente resistentes y confiables, además hay una infinidad de aditamentos y extensores para potenciar su funcionamiento. Algunas de sus desventajas son que necesitan estar conectados constantemente a la electricidad y dependiendo del proveedor de servicios pueden ser un poco lentos, pero también por este motivo resultan más económicos y accesibles.

Al final un modem es una herramienta básica para la conexión a internet, ya sea que lo obtengamos por medio de un plan o compremos uno de mejor calidad y alcance, las opciones son infinitas en el mercado.